Tel. +59 8 2900 9464 secretaria@glm-uy.org Río Negro 1354 - Of. 40, Montevideo, Uruguay

Revista Repique

Repique #3

Editorial ¡A partir del tercer!

Jorge Bafico

Dicen los críticos musicales que solo recién del tercer disco se puede empezar a hablar del estilo de una banda o de un solista. No creo que sea muy diferente para las obras escritas.

Esta tercera entrega de Repique nos habla del Método psicoanalítico hoy. Y si podemos pensar ya en un estilo o en una impronta de esta revista, qué mejor que aparezcan justamente tres cuestiones fundamentales que atraviesan nuestras prácticas: el método, la singularidad, pero también el hoy.

En cuanto al método, los psicoanalistas enfrentan nuevos desafíos. Tienen que llevar adelante su práctica en condiciones que requieren de su inventiva y una capacidad para sostener los principios del psicoanálisis dentro de nuevas coordenadas marcadas por las exigencias de medición y de evaluación de los resultados de los tratamientos, pero sobre todo por el imperativo de la brevedad.

Esta época nos muestra que el tiempo se ha convertido en un valor de cambio en el discurso del Amo. Gozar del tiempo es, entonces, la consigna para ordenar el campo del goce. En esta coyuntura en la que nos encontramos, el hombre de la globalización nunca tiene tiempo. “Estoy a mil” es una de las frases que más se escucha. La relación del tiempo con el goce se presenta en principio en una demanda de satisfacción inmediata, que es la de la pulsión.

La demanda de la pulsión es muy propicia al tiempo de la globalización que intenta borrar el intervalo entre la causa y el efecto. Por supuesto que esto no es ajeno a nuestra clínica ni a las consecuencias en las demandas. Efectos en la subjetividad marcados por la decadencia de la función del padre, la caída del Otro como semblante y el fracaso de los modos tradicionales de la regulación del goce, muestra de forma casi descarnada que el Otro no existe.

Difícil lugar el del psicoanalista en un tiempo donde la declinación de la culpa alimenta la victimización y reduce la responsabilidad subjetiva.

La ciencia y el mercado convertidos en nuevos Amos dan respuestas para esto: por un lado, las nuevas clasificaciones psiquiátricas bajo el ordenamiento de la psicofarmacología, aplastan la dimensión subjetiva. Por otro lado, parte de la psicología actual guía y adoctrina la forma de vivir, la forma de pensar y la forma de sentir, a través de coaching emocionales y “gurúes” que indican cómo manejarse en la vida.

Frente a este escenario complejo, el psicoanálisis de la orientación lacaniana se revela, con fundamentos no solo teóricos, sino clínicos, que aparecen en los artículos que integran esta revista. Desde diferentes lugares y propuestas, intentarán responder a las preguntas de este tiempo que nos toca vivir, reivindicando, por sobre todo, a una singularidad.